viernes, 7 de marzo de 2014

Ser mujer en los tiempos de hoy

SER MUJER EN LOS TIEMPOS DE HOY



¿Cuántas veces se nos ha condicionado a la mujer a tomar una decisión que dista de nuestros propios anhelos? Yo misma siento ese martilleo constante a través de la sociedad. 

Ser mujer. Un estado que se incorporó a mí ser desde el primer momento en que se gestó en el vientre de otra mujer: mi madre. Un sentimiento, un aprendizaje, unas emociones y una vida que a lo largo de los años se ha ido identificando en las diferencias naturales que existen entre lo femenino y lo masculino.

Yo siempre he vivido mi feminidad como la evolución de mi propio ser. He aprendido a ser mujer a través de las enseñanzas de mi madre, de mis abuelas y de los ancestros codificados que están escritos en nuestro ADN.

Y siempre he crecido con la creencia de ser persona. De desarrollar un crecimiento personal, social y personal acorde a mis posibilidades y obviando que ser mujer no es un fin sino una expansión del ser, y que cada uno es conocedor de sus propios fines y límites.

Sin embargo, la andadura y las experiencias te hacen sortear los lindes que la propia sociedad te impone cuando en tu DNI aparece la palabra mujer. Que no permitimos eliminar los estereotipos y te hacen pertenecer a un rol en que a veces no sientes plena libertad de acciones, que te hace cuestionar si estás cumpliendo tus responsabilidades como mujer, esposa, hija, madre y trabajadora.

Mi experiencia y mis necesidades, cuántas veces contradictorias han buscado una comprensión y desasosiego en querer eliminar el velo hipócrita de la sociedad. Y porque cuántas veces hemos sentido alivio al comprender que no es necesario ser una madre perfecta, ni una mujer diez, ni una ejemplar hija porque soy yo. Simplemente yo.

Ser mujer es muy complicado cuando entiendes que eres una persona con sentimientos, que necesitas expandirte y crecer. Y es que ser mujer nos priva a veces de eso. ¿Por qué?

Buscamos la coherencia natural de nuestra condición de mujer y espero que un día la mujer consiga convivir en su mundo sin los obstáculos que muchas veces nos encontramos en el camino.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada